...Los hubo valientes, honrados, leales y dignos. También rufianes, aventureros, asesinos y locos...

www.facebook.com/agarciafrances

domingo, 14 de noviembre de 2010

Un Diálogo sin diálogo: Tiziano contra Miguel Ángel

ObservARTE por Dª Giovanna Ficarazzi

Vasari levantó ampollas al declarar en sus Vidas de artistas (1550) la supremacía de la pintura toscana sobre las demás escuelas artísticas italianas. Entre los ofendidos se contaba el ninguneado Tiziano Vecellio, quien contará con la inestimable ayuda de su amigo el literato Lodovico Dolce que, con su Diálogo de la pintura (1557), contraataca enfrentándose abiertamente a Miguel Ángel y acusándole de no saber dibujar más que desnudos musculosos masculinos. Y lo que era peor aún: había tenido la poca decencia de poblar su “Juicio Final” con ellos, aún cuándo la obra estaba expuesta en un lugar como el Vaticano.

A pesar de defender el desnudo y el erotismo en la pintura, Dolce aclara que éstos sólo están justificados cuando el cuadro sirve para la contemplación privada, mientras que no corresponde mostrarlos en un lugar público, máxime si nos referimos a una iglesia.


Tiziano será fiel a dicha advertencia y, mientras muestra un comportamiento ejemplar en sus obras públicas, atraerá la atención de los grandes hombres de su tiempo con sus eróticos desnudos femeninos, destinados a los ambientes privados de “camerino”. Un tema que curiosos y aficionados pueden conocer mejor gracias a la edición castellana del Diálogo de la pintura (Akal).

10 comentarios:

Nazaríes dijo...

Miguel Ángel es el maestro por excelencia del dibujo anatómico de la figura masculina, musculosa, de posturas complejas, de fuerte dibujo e impresionantes degradados de las carnes.

Aconsejan aprender anatomía copiando sus dibujos y pinturas. Con unos músculos bien marcados y encajados, incluso a veces, excesivos músculos, que al copiarlos
también quedarán en nuestra memoria.

Este artista era vocacionalmente escultor. Una de sus obras más famosas , considerada por muchos el mejor desnudo masculino, es la escultura de su David.

Pero en la Capilla Sixtina, en el Vaticano, podemos encontrar montones de desnudos impresionantes.

El cuerpo del hombre era sin duda un tema predilecto para este artista.

Sus obras resultaban escandalosas y fué muy criticado en su época. Sin embargo, superó el tabú de la época y ha llegado a nosotros su estilo fuerte y las formas que él decidió hacer así.
En "El pecado original" Miguel Ángel, presenta a la mujer en una posturita bastante pecaminosa.


Saludos.

40añera dijo...

Interesante, el puritanismo siempre poniendo barreras al desarrollo artistico.
Un saludo

García Francés dijo...

Espero que esta entrada sea un exitazo, Dª Giovanna. Interesantísima visión. Un saludo muy cordial, amiga mía.

Giovanna dijo...

Miguel Ángel y Tiziano son quizá los artistas supremos del último Renacimiento, lo que les lleva a ser rivales directos, especialmente al representar ideales estéticos opuestos: la pintura del primero es esencialmente escultórica, dibujística, como dice doña Nazaríes. Ahora bien, la paleta de Tiziano es también insuperable. No en vano, la leyenda cuenta que un tercero en discordia, Tintoretto, seguía la máxima de "el dibujo de Miguel Ángel y el Colorido de Tiziano"... Pero dejemos el protagonismo a Lodovico Dolce, que aunque le cueste reconocerlo es otro apasionado de Miguel Ángel... ¡aunque por un amigo se hace de todo!

Un saludo cariñoso para doña Nazaríes, doña 40añera y por supuesto a nuestro don Alfredo.

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Dejo aquí también el comentario que he dejado en la publicación de IDIOMA para que la Señora Empar tenga más oportunidades de leerlo.

Amiga Señora Doña Empar,

Me pide Vd. que le explique cómo se hacen los enlaces en los comentarios. Lo voy a intentar.

Imaginemos que Vd. quiere enlazar la siguiente página WEB
http://www.youtube.com/watch?v=__lCZeePG48

con el texto
Johann Sebastian Bach, Cantata BWV140

Tiene que escribir lo siguiente, las dos líneas seguidas, sin espacio de separación
a href="http://www.youtube.com/watch?v=__lCZeePG48">Johann Sebastian Bach, Cantata BWV140

Luego, a la izquierda de a href, pegado y sin espacio, escribir el signo
<

Luego, después del 140, escribir, todo seguido
un espacio en blanco
<
/a

Finalmente, también pegado al final, el signo
>


Si lo hace, le quedará esto
Johann Sebastian Bach, Cantata BWV140

Yo no puedo escribir aquí los signos que le he indicado, ni escribirlos seguidos, porque entonces, en lugar de la explicación, me saldría el enlace.

Intente Vd. hacerlo a ver si le sale bien. Puede poner el enlace que quiera aquí mismo o en mi blog, porque veo que Vd. no tiene blog.

Tenga Vd. en cuenta que explicar esto en un comentario es muy difícil, porque los códigos HTML se transforman. Si lo ve demasiado complicado, me envía su correo a amarti33@xtec.cat y desde el correo electrónico la explicación es muy fácil.

Reciba un gran abrazo.

Antonio Martín Ortiz

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Señora Doña Giovanna Ficarazzi,

No es que yo entienda demasiado de Pintura, pero me ha gustado su texto porque he aprendido cosas y detalles que, hasta ahora, me habían pasado desapercibidos. Volveré sobre su texto y reflexionaré.

Si encuentro algo que yo pueda aportar, ya lo comentaré.

Reciba un afectuoso abrazo,

Antonio

García Francés dijo...

En mi inculturasoy aficionado a periodos y corrientes más recientes de la Pintura, pero, no cabe duda ninguna de que Dª Giovanna con su entrada nos enfrenta a la VERDADERA HISTORIA DE LA PINTURA. Casi, diría yo, en mi opinión y sin saber afirmarlo, que estamos en el comienzo de la pintura moderna, por llamarla de alguna manera.

Y de lo que no cabe duda, es de que tras leer Tiziano versus Miguel Ángel, tiene uno ganas de sacar los libros y repasar la vida y obra de estos grandes maestros.

La felicito, Doñita, un abrazo.

Explorador dijo...

No sé mucho de pintura, pero, reconociéndole un alento sobrenatural, las pinturas de Miguel Ángel me parecen imponentes...demasiado quizá, como dice alguien que sabe más que yo arriba, se nota su predilección escultórica, parece. Me resultan demasiado graves, pesadas, terribles. Y a veces está bien, pero la ligereza también es agradable muchas veces. Y en la pintura de Miguel Ángel no encuentro eso...

Javier dijo...

Dar coherencia intelectual al arte acercando el conocimiento de su historia y sus fundamentos al espectador genera una arrolladora fascinación porque, al margen del puro amor por la pintura y la estética, crea conexiones que potencian enormemente la capacidad personal para el placer.

Es, salvando las distancias, como añadirle una tapita de jamón de bellota a una copa de buen reserva. O viceversa.

Por eso mis felicitaciones, doña Giovanna, y mi admiración.

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Poco tengo que añadir a la entrada y al comentario de Doña Nazaríes, que suscribo punto por punto.

El trazo de Miguel Ángel es, en efecto, de una anatomíoa contundente. Algo así como la suntuosidad musical de Palestrina (si ponemos un ejemplo musical, más o menos coetáneo...). Tiziano, su paleta, es de una sutileza que alcanza unas cotas dificílmente superadas. Muchas de sus composiciones resultan plenas de sensualidad... casi (si se me permite, de nuevo, el símil musical) de una belleza "reservata" de la que fueron expònenes Luca Marenzio, Tarquino Merula o el propio Claudio Monteverdi.

Desde luego, Doña Giovanna, le felicito por tan sugestiva entrada.

Un cordial saludo.

Related Posts with Thumbnails