...Los hubo valientes, honrados, leales y dignos. También rufianes, aventureros, asesinos y locos...

www.facebook.com/agarciafrances

domingo, 8 de abril de 2012

La Noche de los Gitanos, por Dª Elena Pascual



Dª Elena, estoy sin aliento, sin palabras, besando la lona mientras en mi cabeza escucho la cuenta esperando levantarme antes del límite.

Tendré que sumergirme otra vez en su palabras antes de ser capaz de reaccionar y pensar con coherencia. Ahora todo es deliciosamente confuso como el KO de un crochet seguido de una gancho al mentón. Ya no duele nada, al contrario, floto anestesiado entre brumas y con las rodillas como algodón.

La Noche de los Gitanos por Dª Elena Pascual

Pero me levantaré y volveré a la pelea con usted para abrazarla in a clinch.

Graciazas, decía mi padre cuando gracias era insuficiente, amiga mía. Mil Graciazas.

4 comentarios:

ANTONIO MARTÍN ORTIZ. dijo...

Decía Horacio en el Ars Poetica [Epistula ad Pisones], 136-8:

http://www.hs-augsburg.de/~harsch/Chronologia/Lsante01/Horatius/hor_arsp.html

Nec sic incipies, ut scriptor cyclicus olim:
Fortunam Priami cantabo et nobile bellum.
Quid dignum tanto feret hic promissor hiatu?

[Ni así empezarás, como un escritor épico de hace tiempo:
Voy a cantar del destino de Príamo y la guerra de héroes.
¿Qué nos va a traer este bocazas, digno de una promesa tan grande?].

Pues igual yo: tenía yo la intención de comentar el libro La Noche de los Gitanos de Don Alfredo García Francés, tras su lectura, y se me ha adelantado Doña Elena Clásica, que es el Blog y pseudónimo de Elena Pascual, una Filóloga consolidada, y más que competente y afanosa, con un comentario sólido, coherente, bien fundamentado, y, por supuesto, definitivo.

http://www.elenaclasica.blogspot.com.es/2012/04/don-alfredo-garcia-frances-la-noche-de.html

En consecuencia, seguiré con la lectura del libro, hasta acabarlo, pero me resisto a cualquier panegírico o comentario, porque es imposible superar, ni siquiera igualar, el de mi amiga Elena Pascual, al que remito a todos Vds., para su disfrute y enriquecimiento.

Felicidades a Doña Elena, Doña Carmen, que es su hermana, y la que se ha encargado de instalar las muy sugerentes y apropiadas imágenes, y a Don Alfredo que, quiera o no quiera, es el padre de la criatura recién parida, La Noche de los Gitanos.

Buen inicio éste para un Domingo de Resurrección.

Un abrazo para los tres, las dos Damas en primer lugar, como es de rigor.

Antonio Martín Ortiz

carmensabes dijo...

Querido amigo,

ha sido un placer disfrutar de la lectura de su intensa novela y de la presentación que de la misma hizo en Madrid.
Gracias también a mi amigo don Antonio Martín Ortiz por sus bellos elogios.

La novela es extraordinaria, la personalidad que más me ha impresionado ha sido Tano y su capacidad de amar a pesar de todo aunque sea de la foma más despiadada.

En cualquier caso, todos los personajes de la novela me resultan inolvidables, cómo olvidarme de la psicóloga, quizá la única mujer que realmente comprende el alma de Tano.

En fin, un agridulce placer que no oculta el terrible acontecer histórico.

Felicidades, admirado escritor Don Alfredo.



Un abrazo para todos.

Bucan dijo...

Cuidado con los halagos. Es la forma más rápida de perderte.

Buena novela.

elena clásica dijo...

Querido escritor:

Muchas gracias por unas palabras tan hermosas hacia mí. Ha sido un auténtico privilegio conocer a uno de los grandes novelistas. Qué suerte tengo, literatura de la mano de personas maravillosas que se ofrecen con tanta naturalidad y humildad.
Hubo algo que usted comentó durante su presentación en Madrid y que me gustó especialmente y fue su referencia a la actual falta de comunicación entre los seres humanos, más allá de la poca amabilidad, a la falta de empatía y en fin, a cuánto cuesta encontrar una sonrisa cortés no digamos ya como entrega desinterada de amabilidad, de cariño. A mí también me preocupa y me duele la falta de corazón, pues ¿a qué venimos a este mundo si no es a ofrecer lo mejor de nosotros mismos?

Por eso yo me refugio en creadores, en gente grande por su conocimiento, por su sabiduría, por sus manos que expresan las voces de muchos personajes que quieren nacer, y que son tan asequibles como su natural sencillez dice de ellos.

Cuánto me ha gustado conocer a Tano, será uno de esos personajes que me acompañarán y que me harán entender mucho más del mundo, del cariño que todos necesitamos, pues sin amor ninguno de nosotros es nada, en palabras de Goytisolo:

"Un hombre solo, una mujer
así tomados, de uno en uno,
son como polvo, no son nada."

Graziazas, señor García Francés, por su obra, por su amabilidad, por su presencia.

Hoy mismo hemos tenido una encantadora reunión mi hermana Carmen y yo en la que hemos continuado nuestro personal comentario sobre la obra. Así como con mi querido don Antonio Martín Ortiz, los momentos en los que la puesta en común de nuestras lecturas, nuestras impresiones sobre cualquier tema literario, histórico, actual, surgen espontáneas, son los momentos que hacen que la vida sea tan maravillosa. Ahora, también con usted con Alfredo asisto a uno de esos momentos.

Aprovecho para agradecerle a don Antonio su bondad conmigo, lo mejor de mí sin duda lo aporta él.

Un abrazo, queridos amigos.

Related Posts with Thumbnails