...Los hubo valientes, honrados, leales y dignos. También rufianes, aventureros, asesinos y locos...

www.facebook.com/agarciafrances

sábado, 1 de diciembre de 2012

En París fui Mujer por una Noche


Ella no podía recibir visitas masculinas. Pero el sexo nos urgía rabioso. Recién follados la dueña avisó que subía. Como un rayo me puse la gabardina, recogí mis pantalones hasta las rodillas, ella lió un Hermés en mi cabeza, me roció de perfume y crucé moviendo el culo ante la Inquisidora. Negro invierno y la escalera también. Aquella noche me sentí mujer.

1 comentario:

jano dijo...

Espero que se sintiera mujer por una noche, D. Alfredo, con el culo al aire y despedido por la patrona de la "venta que usted creyó ser castillo" con la "princesa Maritornes". Peor hubiera sido ser mujer, sin proponérselo y durante 7 años, como el sabio Tiresias de Tebas, después de haber matado a dos serpientes mientras copulaban y reencontrarse con los reptiles, recobrando su fenotipo de varón; al que buscó Ulises en el Hades para regresar a Ítaca. Ser mujer por una noche es muy interesante para lograr entender, un poquito, la psicología femenina, tan complicada.
Pero viendo que es usted un experto en alcobas femeninas le sugeriría seguir así: con el culo al aire y disfrutando mientras la verga (o palo mayor) lo permita, horadando, a Dios rogando para que lo permita y gozando; siempre empujando, como usted dice.
Un placer, amigo Alfredo.

Related Posts with Thumbnails