...Los hubo valientes, honrados, leales y dignos. También rufianes, aventureros, asesinos y locos...

www.facebook.com/agarciafrances

jueves, 16 de octubre de 2008

Diario de una ninfómana

Tras una absurda polémica sobre la publicidad de los carteles de “Diario de una ninfómana”, se estrenó la película basada en el libro de Valérie Tasso. No se anunciará en las calles de Madrid porque su cartel es "de dudosa legalidad" y "gratuitamente provocativo". Parece ser que el Sr. Alcalde, además de considerar poco dignos a los hombres sándwich, también quiere regular nuestros gustos en cartelería.



La presentación fue deslucida, atropellada y tan corta de ideas que no mereció la pena que subieran al escenario el productor, director, los actores y Valérie. Sobraron las vulgaridades para demostrar que Christian Molina es joven, guapo y trendy. Se ve. Medio escenario para el director y el productor, el otro para un grupo abigarrado de actores apelotonados entre los que embutieron a la escritora, a la que sólo mencionaron una vez de pasada. No vieron que ella era el valor añadido de la noche.



Geraldine Chaplin, una estupenda abuelita francesa. Ángela Molina, una convincente madame. Sbaraglia hiperactuando en porteño y la joven Belén Fabra, clonando a Val.



Ella llegó con un sastre negro bajo una gabardina negra, guantes y bolso negros, pelo de miel, ojos de uva, las aletas de la nariz palpitantes y, al besarnos, dejó impregnado en mi barba un olor, no a hierba recién cortada, tampoco a lavanda ni a chocolate, olores peliculeros, sino un aroma a mujer enamorada. Nos susurramos, las manos enlazadas, que hoy hablaríamos por teléfono. Ma petite chérie.



La película consiguió emocionarme en algún momento. Valérie y yo hemos sufrido de manera muy parecida la muerte de un ser querido. El ser más querido. Y las consecuencias fueron devastadoras para los dos. Eso nos une. Entre mil cosas más.



Me fui y dejé atrás una mujer que proclamaba soy bella, transgresora y estoy enamorada. Lo suyo es un don. Magnetiza.

P.S. Las fotos de esta entrada no corresponden al acto del preestreno de Diario de una ninfómana.

5 comentarios:

Lola Mento dijo...

Querido García Francés :

Lamento ( y nunca mejor dicho ) que la presentación fuera tan mala técnica y organizativamente.

Por lo demás, cree usted que merece la pena gastarse 6 aurelios de vellón en ir a verla ? Yo es que siendo tanto dinero para una economía modesta como la mía y la de tantos ex miembros de la clase media, al cine cuando voy, lo hago sobre seguro.

Un abrazo.

García Francés dijo...

Querida Dª Lola, la asistencia a un preestreno, a la presentación de un libro, o la première de un concierto son actos sociales. Los organizadores te invitan y si quieres asistes por amistad.

Luego, el acto puede ser bueno a malo, la pelicula buena o mala, el libro bueno o malo, la música buena o mala, pero se trata de apoyar afectivamente a un colega, amigo, o ambas cosas a la vez.

NO le recomiendo a usted gastarse los seis euros, amiga querida.

Estoy seguro de que me entiende perfectamente.

Con todo mi afecto.

Lola Mento dijo...

Gracias, querido amigo. Seguro que están mejor gastados los 20 aurelios que invertí en el ejemplar de su libro, con el que seguramente comenzaré muy pronto ( es más gordo que algunas guías telefónicas ;-) ).

Un abrazo.

Antoniatenea dijo...

Admiro tu precisión fotográfica al describir a Valérie: su físico, su estilo (incluido el olor)su talante y vuestra amistad. Hoy sólo eso.
Besos

hatoros dijo...

ME GUSTO EL LIBRO LA PELI NO LA VI
ABRAZO MAESTRO

Related Posts with Thumbnails